En el escenario

barbieri nacional

Tocar en orquesta ocupa un porcentaje amplio de mis proyectos, ya sea con repertorio sinfónico como de ópera y ballet.  Sigue siendo impresionante y emocionante para mí el ver cómo un número tan grande de personas son capaces de aunar una idea o emoción y trabajar conjuntamente en ello, construyendo monumentos musicales.

Igual que la orquesta, para mí el ensemble es un escenario para una creación  común, aunque entiendo el papel del intérprete algo diferente. Es quizás más autónomo, con otra responsabilidad, podríamos decir tal vez más “solística” en la interpretación pero manteniendo un transfondo compartido con el resto de personas que trabajan contigo para sacar a la luz algo único. 

hyena
steen-andersen

La comunicación al tocar en cámara es algo muy especial para mí tanto a nivel personal como musical.  Si hablamos de implicaciones emocionales y psicológicas, el espacio que ofrece la música de cámara es un escenario perfecto para desarrollarlas y experimentar con ellas y, hablando en términos de repertorio, es, en mi opinión, donde los compositores dan siempre lo mejor de sí mismos. Por esto la investigación en este universo puede ser infinita.

Todas esas facetas que existen dentro de nosotros se descubren a traves de la constante observación interna. A través de ella podemos experimentar cómo nuestra consciencia y maleabilidad de cara a la interpretación aumentan siendo capaces de alcanzar espacios que no conocíamos de nosotros mismos. El mundo del repertorio de solo es un ilimitado camino de donde podemos sacar provecho constantemente.

lugano solo